SkyscraperCity banner
1 - 20 of 76 Posts

·
Al otro lado del rio
Joined
·
2,240 Posts
Rurrenabaque es una pequeña ciudad sobre el Rio Beni a 18 km de La Paz. En años recientes se ha convertido en el atrio hacia el Parque Nacional Madidi.

Las aereolineas que vuelan a "Rurre", como es conocido por los lugareños, son Amazonas y TAM.

Tiene una poblacion de aproximadamente 8,000 habitantes.






















creditos: "ajac91" de flickr.com​
 

·
Registered
Joined
·
4,027 Posts
Se ve un lugar tranquilo y verde, me gustaria recorrer ese rio en una lancha , seria estupendo.
 

·
Al otro lado del rio
Joined
·
2,240 Posts
Discussion Starter · #6 ·
Bonito hotel el Safari. Si tienen links de turismo/hoteles, pasenlo para que lo ponga en el primer post. Esa es la idea, promocionar estos lugares bellos desconocidos.
 

·
Registered
Joined
·
4,027 Posts
woww que enorme esa tortuga :nuts:

El hotel esta de lujo y veo ademas que no es el unico.
 

·
Al otro lado del rio
Joined
·
2,240 Posts
Discussion Starter · #10 ·
Rurrenabaque
La fiesta que une tradición y diversidad



Imprime esta nota
Recomienda esta nota
Recomienda en Facebook
Opiniones sobre esta Nota
Texto: Cristina C. Ugidos • Fotos: Pedro Laguna
El nombre de Rurrenabaque deriva de tres palabras tacanas: shushe (pato), ena (río) y vaque (barranco). Así llamaron los primeros grupos étnicos, en tiempos precolombinos, a este vergel a orillas del río. “Se encontraron con muchos patos aquí y dijeron ‘la llamaremos Puerto del pato’”, reconstruye Julio Cuevo Siarí, un porteño de 46 años que ha estudiado en profundidad la historia de la región.

La historia “oficial” de Rurrenabaque es más reciente. El 2 de febrero de 1844 fue fundado este pueblo beniano, que acaba de celebrar su 166 aniversario.

“En tiempos precolombinos, los tacanas fueron los primeros en asentarse y dominar la ribera, luego llegaron los maropas a lo que hoy es Reyes y desde ahí controlaron la sabana. Siguieron migraciones de los essjjceja, los chimanes, los mosetenes y los lecos”, explica Julio Cuevo.

En la Colonia, los primeros asentamientos explotaron la corteza de quina o cascarilla, abundante en la región, que era exportada al continente europeo como medicamento contra las fiebres tropicales. En 1844 se establecieron colonias republicanas de migrantes de la zona andina que llegaron en respuesta a la creciente necesidad de mano de obra en el lugar. La explotación del caucho, la castaña y las inmensas riquezas madereras caracterizó la vida de “Rurre”.

Tanta historia se celebró el 1, 2 y 3 de febrero con una fiesta que mostró la diversidad de las culturas que cohabitan en este pueblo situado a las puertas del Parque Nacional Madidi.

¡Balseros a remar!

El festejo comienza el 1 de febrero con la carrera de balsas. El río Beni es el escenario de competencia de barcazas construidas con callapos que, a decir de los lugareños, es una antigua tradición. “Cuando yo era chico hacíamos carreras hasta Ariza y San Buenaventura”, dice el balsero Adalid Gonzales Lurici (39), nacido de Rurrenabaque y representante de Indígena Tours.

Se sienten los nervios de quienes temen la traición del río. Los guardaparques ofrecen apoyo en el rescate: “Estamos para socorrer por cualquier problema. Gracias a Dios, el año pasado no tuvimos que asistir a nadie”, expresa el guardaparque del Proyecto de Conservación de la Biosfera Pilón-Lajas, Jorge Millán Navi.

Durante casi dos kilómetros, los remadores —que representan a empresas y entidades— viajan acompañados por una lugareña. “Antiguamente navegaban en embarcaciones así, familias enteras”, señala Grisol Borda Bravo (21), del equipo Pilón-Lajas.

La multitud grita ante un emocionante final. El primer puesto es para los representantes de la Alcaldía: el balsero Demetrio Puro Divapuri (33) y su acompañante Margarita Quitón Tirico (12). “Es la primera vez que compito y me siento muy orgulloso y muy cansado. Siempre he vivido junto al río. Utilicé un 80 por ciento de fuerza para la travesía y el 100 por ciento para llegar al final”, indica el originario de la comunidad de San Miguel del Bala.

Tras la emoción de la competencia de balsas, es hora del tributo a la patrona de Rurrenabaque.

Tributo para la Candelaria

La tarde del lunes se celebra la entrada folklórica. Cada grupo de baile desea ofrecer su particular ofrenda a la Virgen de la Candelaria, patrona de Rurrenabaque.

Las mujeres de Los macheteros inauguran el homenaje con una danza que tradicionalmente era interpretada sólo por varones: “Ellos se emborrachaban mucho en la fiesta grande (2 de febrero); por eso, ahora bailamos las mujeres”, cuenta riendo Rosa Claros Tuno (53), quien hace 15 años viste el camisón y el tocado de plumas típicos de Los macheteros: “Me encanta”, dice riendo.

Aparece el Tiri-tiri, una danza típica del Beni. “Es una palabra que en idioma tacana significa ‘jaloneo de la pareja’ —cuenta Julio Cuevo, que también participa en este grupo—. Recuperamos los trajes que se usaban en Rurrenabaque hace 500 años; aunque les hemos dado más de color. Antes, los hombres llevaban camisón porque eran considerados igual a las mujeres, no había discriminación”.

“El vestido tradicional se llama tipoi, y representa las ropas de los fundadores de Rurre; el venteador que llevamos en la mano está hecho de palma de motacú y servía para prender el fuego y, claro, para dar brisa —menciona, lista para el baile, doña Susana Barroso Batte—. Y los toritos que nos acompañan simbolizan el jocheo”.

Muy aplaudida, la danza de los balseros llega hasta la plaza. Es una interpretación alegórica de la tradición ribereña del pueblo a cargo de los alumnos del colegio Juan Claudel, de Rurrenabaque.

Después de varias horas intensas bajo un sol agotador, el desfile finaliza con dos danzas típicas del occidente boliviano: la kullawada y la morenada, a cargo de migrantes de Potosí y La Paz. Haciendo gala de trajes y coreografías, morenos y cóndores andinos bailan para la Virgen de la Candelaria al son de las bandas procedentes de Oruro, que tocan sin descanso en plena selva.

“Ha habido poca influencia colonial en el Beni —cuenta el potosino Andrés Martínez Paredes, que migró a Rurrenabaque en 1978—. Cuando llegaron los primeros colonizadores procedentes del occidente no participaban de las costumbres cambas. Ahora, todos se juntan y aportan con su cultura para rendir el homenaje a su manera a la Virgen”.

Corrida de toros ‘a la beniana’

Animado por la banda musical procedente de Reyes, comienza el jocheo de toros. Es martes, día de la Fiesta Grande de “Rurre” y el espectáculo tradicional beniano atrae la atención de cientos de personas que se congregan en la estructura de madera construida especialmente para el evento. Cuando las graderías de tablones están llenas, los espectadores se agolpan alrededor del ruedo central, demarcado por una valla de troncos de un metro y medio.

La Alcaldía ofrece premios a los valientes que se atrevan a llevarse la “frentera” colocada entre los cuernos del toro. Las sumas ofrecidas a los ganadores se alzan en directa proporción al tamaño de las astas; las más valiosas están valoradas en 700 bolivianos. Imagine su tamaño.

Al principio, nadie se arriesga. Un par de latas de cerveza después, un valiente joven osa acercarse al bovino. Pronto, decenas de jóvenes porteños se lucen con sus fintas delante de los astados.

La cerveza ha sido la otra gran protagonista de la calurosa tarde. Miles de latas van a parar al camión chatarrero de José Tito, un empresario de 55 años. “Me encargo de recoger todo el aluminio y el cobre para reciclarlo. En Santa Cruz pagan por tonelada, y lo que obtienen lo llevan a Brasil o Japón”, dice al finalizar la función de adrenalina y peligro.

Está oscureciendo. Es la hora de dejar el ruedo y prepararse para los eventos de la noche.

La más bella de Rurrenabaque

Durante las fiestas se elige a Miss y Señorita Rurrenabaque, que representarán al pueblo en el Miss Beni. La elección final es el martes, en el Club Social. Allí, las seis aspirantes pasean en traje de baño y gala. El público se mantiene expectante mientras el jurado delibera. Finalmente, Kristel Castro, representante de Amaszonas, sale elegida como Miss Rurrenabaque y Andrea Suárez, como Señorita Rurrenabaque.

A la madrugada, los bronces andinos y las tamboritas benianas se van silenciando como las fiestas en el pueblo ribereño. 166 años después de su fundación, Rurrenabaque ha festejado por todo lo alto su riqueza cultural.

Brújula

Donde está. A las puertas del Parque Nacional Madidi, en el departamento del Beni.

Cómo llegar. Hay vuelos diarios desde La Paz, que duran 35 minutos. También se puede llegar por carretera, se tarda 16 horas.

Alojamientos. Existen varios hoteles de diferentes precios con baño privado o compartido.

Dónde comer. Se puede encontrar pescados típicos de la región y platos internacionales.


La Razon
 

·
Al otro lado del rio
Joined
·
2,240 Posts
Discussion Starter · #11 ·
protegamos a los animales







 

·
Al otro lado del rio
Joined
·
2,240 Posts
Discussion Starter · #14 ·















 

·
Al otro lado del rio
Joined
·
2,240 Posts
Discussion Starter · #15 ·


creditos: stancinelbow de flickr.com​
 

·
te amo rurre
Joined
·
137 Posts
vive principalmente del turismo ya que es uno de los sitios mas visitados de Bolivia por que es la entrada principal al parque nacional MADIDI Y PILÓN LAJAS tiene aprox. 25.000 habitantes
 

·
3600m closer to Heaven
Joined
·
3,655 Posts
felicidades bellisimas fotos.
una pregunta de que vive esta pequena ciudad cual es su actividad principal y cuantos habitantes cuenta hoy
Ya te lo respondio gustavito, esta ciudad Beniana vive principalmente del turismo, porque es la entrada principal del parque Madidi (norte de La Paz) y otros tours que se hacen por las pamaps y rios del Beni, gracias a esto la ciuadad ha crecido bastante los ultimos años gracias al gran movimiento de turistas que hay.
 
1 - 20 of 76 Posts
Top